viernes, 4 de enero de 2013

Desde mi ventana

Algún día cambiaré de piso, a un piso más grande..., algún día cuando desaparezca esta crisis y entre otro sueldo en casa.
Viviré en una casa dónde puedan entrar objetos sin tener que sacar otros, dónde tender no sea una aventura de viaje aéreo de prendas a través del cierzo...y César pueda correr con libertad sin tropezarse con alguna caja mal avenida...dónde bañarse no sea ducharse y los zapatos no se apilen en una torre de cajas que sobrepasen el techo....
a pesar de todo me gusta donde vivo porque miro por la ventana...y veo lo que no todos ven...